11/4/16

Conversión de una página de libro en superficie interactiva



Sony, a través de su centro de I+D, Sony's Future Lab, ha desarrollado un prototipo que permite convertir una superficie plana sólida en una pantalla sobre la que interactuar. Y, para probarlo, ha elegido "Alicia en el país de las maravillas".

El sistema se basa en cámaras, proyectores y sensores de posición que, primero, detectan la superficie y los movimientos de las manos y dedos sobre ella para, posteriormente, proyectar un conjunto de realidad artificial sobre la misma, de modo que ante nuestros ojos el inanimado papel o madera se convierte en una superficie interactiva que funciona como una pantalla. 

Aunque es sólo un prototipo espectacular, es un avance que abre camino. No es la primera vez que la tecnología intenta lograr convertir superficies convencionales en dinámicas, como es el caso de la mesa de realidad aumentada de Bastian Broecker (usando Kinect) o los prototipos de la firma Metaio.