19/5/12

Backwards




Hace unos meses, en el portal amigo de Literatura electrónica publiqué un post titulado La contrarreforma donde, con un tono irónico, aventuraba la reacción de gobiernos e instituciones contra la read no controlada de Internet. Una premonición que, poco a poco, se va concretando en realidad. No hay más que ver, por ejemplo, los supuestos planes de control exhaustivo de contenidos y flujos de datos en la red. En periódicos, webs de noticias y blogs no dejan de aparecer noticias al respecto.

Y parece que a esta contrarreforma, en este paso atrás, en este backwards del mundo, se unen también los particulares, las personas corrientes que están hartas y saturadas de datos, de conectividad, de digitalidad. En el Instituto Politécnico de Grenoble INP han creado un papel para paredes, como el papel pintado de toda la vida, que bloquea las emisiones Wi-Fi de modo que la habitación empapelada con este material queda felizmente aislada de cualquiero intromisión electromagnética. Podría comercializarse el próximo año. Se basa en mezclar partículas de cobre con el papel, con lo que se forma una especie de jaula de Faraday.

En el ámbito público puede tener aplicaciones a la hora de aislar salas de reuniones privadas, lugares con equipos electrónicos que no deban tener interferencia alguna, lugares de "silencio electromagnético" como hospitales o salas de control.